SEGURIDAD ALIMENTARIA RURAL, UNA DE LAS PRIORIDADES DEL ACTUAL GOBIERNO MUNICIPAL.


Garantizar la seguridad alimentaria de los habitantes de la zona rural ha sido una de las prioridades de la actual administración municipal de San Miguel, un proyecto que nació en 2016 y que se ha fortalecido en el marco de la pandemia por COVID-19.

A través de San Miguel Productivo se han impulsado 425 granjas distribuidas en los 32 cantones del municipio y miles de familias beneficiadas directamente con la reproducción de aves y huevos para consumo y comercialización.

La Alcaldía Migueleña es la única de las 262 municipalidades que a pesar de la crisis, impago del FODES y baja recaudación de impuestos continúa invirtiendo para que los migueleños tengan acceso a una alimentación sana.

“Vamos a continuar invirtiendo en una agenda social sin precedentes, apoyando a migueleños que han perdido sus empleos, los cultivos, vamos a priorizar la alimentación de todos”. Mencionó el edil, Miguel Pereira.

VOLVER A NOTICIAS